San Petersburgo es la segunda ciudad más grande de Rusia  y una de las ciudades más grandes de Europa. En la entrada anterior hablamos de ella como la ‘Venecia del Norte’ y es totalmente cierto. Hoy queremos hablar sobre esta ciudad por todo lo que disfrutaréis de ella, por sus calles y sobretodo sus museos.

San Petersburgo es como un gran museo al aire libre. La belleza no está dentro de cada lugar o museo, sino en todas las calles de esta ciudad. Todo lo que tienes que ver allí parece estar colocado en lugares estratégicos y perfectos para que que nos sorprendan aún más. ¿Queréis conocer sus principales lugares turísticos?

Viaje a Moscú & San Petersburgo

No podíamos empezar por otro lado que no fuese el Hermitage ya que es el mejor museo del mundo. La colección que alberga en su interior es increíble. Momias egipcias, arte del siglo XX, colecciones de pintaras de Rembrandt, mucho mayores que la del Louvre. Pero no solo son increíbles sus colecciones, sino los salones en sí. Lo bueno que tiene el Hermitage es que cambian de colecciones continuamente por lo que está en constante movimiento.

Continuamos con las salas de arte, y aunque no sea tan conocido como el Hermitage es una visita obligada. Se trata del Museo Ruso que recoge todos los tesoros del arte ruso. Está divididos en cuatro palacios.

Y para acabar por hoy, conoceremos los grandes lujos de los zares rusos. Para ello os recomendamos el complejo zarista más bonito que se encuentra en Puskin y es el Tsarkoe Selo.

Seguro que conocéis, aunque sea por fotos, la iglesia del Salvador sobre la Sangre Derramada. El templo es de estilo neoruso y es único en toda la ciudad, quizá por eso es tan increíble ¿no es cierto?. Se construyó en honor al zar Alejandro II.

Continuaremos en esta ciudad de San Petersburgo por su avenida principal, Nevsky. Tiene casi 5 kilómetros y en esta avenida podremos ver y visitar no solo tiendas o cafés sino disfrutar de preciosos palacios barrios o iglesias de varias religiones.

No hay nada mas ruso que ver un ballet en el teatro Mariinsky. En este teatro han bailado grandes estrelles soviéticas y algunas de las compañías de ballet más importantes del mundo. No pasa nada si no te gusta la danza, solo con ver el edificio saldrás encantado.

Imagen destacada |  Qué ver en San Petersburgo